En familia

Fauna

Observación de lobos en la Sierra de la Culebra

A la experiencia de la observación responsable de lobo ibérico en libertad y el conocimiento de su hábitat, se une el excepcional enclave donde tiene lugar: la Sierra de la Culebra, santuario para la especie que alberga la mayor densidad lobera de Europa Occidental. Insuperable combinación para ir “Tras la senda del Lobo”.
Autor: Alfonso Polvorinos

Tablas de Daimiel

Es desde el aire, a vista de anátida -la familia faunística que las simboliza-, como mejor se observa el paisaje de Las Tablas de Daimiel, pero ese privilegio queda para sus moradores alados. A ras de suelo, como el visitante llega hasta aquí, es sin embargo la mejor forma de comprender el origen de este singular ecosistema fluvial tan característico antaño del centro peninsular.
Autor: Alfonso Polvorinos

Fauna

La berrea del ciervo en Alto Campoo

La Cordillera Cantábrica es un buen lugar para ir a escuchar la berrea. También para ver los incesantes escarceos ladera arriba ladera abajo. Caprichos de la naturaleza, la alta vegetación parece querer poner la censura a las imágenes en estas montañas. Pero hay un magnífico enclave cántabro para escuchar la berrea… y también verla: las montañas de Alto Campoo (Cantabria).
Autor: Alfonso Polvorinos / El Ecoturista
alt="oso pardo cantabrico"

Fauna

Observación de Osos en Somiedo

Todos sabemos que en la observación de fauna salvaje, especialmente de grandes mamíferos como el oso, la suerte es un factor importante a tener en cuenta cuando decidimos dedicar nuestro tiempo libre (y dinero) a la búsqueda de estos esquivos animales. Ni las recomendaciones de los amigos, ni los soplos de los lugareños garantizan al cien por cien del éxito y, en muchos casos, ni si quiera contratando los servicios de una empresa especializada. Poder ver un al plantígrado en sus dominios es, por qué no decirlo, una lotería que si nos toca, nos dejará con una sensación en el cuerpo similar a la ser agraciados con un primer premio.
Autor: Jose Arcas

Valle de Ordesa, 100 años como parque nacional

El 16 de agosto de 2018 se cumplen 100 años del Real Decreto por el que se declaraba el Valle de Ordesa como parque nacional, el segundo de la red española y uno de los primeros del mundo. Probablemente el valle más bello de cuantos se extienden por la península Ibérica quedaba protegido. Hoy día, asomarse al Valle de Ordesa despierta la misma admiración en quien lo contempla por vez primera, como la que invadió a Lucien Briet y Pedro Pidal hace algo más de cien años para fraguar su conservación. Gracias a ambos.
Autor: Alfonso Polvorinos / El Ecoturista

Fauna

Observación de aves y mamíferos marinos en aguas gallegas

Hoy en día la observación de aves, cuyo número de practicantes se ha disparado de forma notoria en los últimos años, ha favorecido también la proliferación de empresas que ofrecen la posibilidad ya no solo de llevar a los ornitólogos a observar aves por todo el país, sino también la de poder subirlos a un barco y salir a altamar en busca de las enigmáticas aves pelágicas, aves que sólo se acercan a la costa para criar pero que pasan el resto del año en el mar, aguas adentro.Este tipo de excursiones despiertan mucho interés ya que por un lado tienen el atractivo enigmático de las propias aves y mamíferos marinos, tan difíciles de ver y de identificar y por otro, el aliciente de subirse en un barco y pasar un día diferente y por qué no, vivir una pequeña aventura fuera de lo habitual.A continuación os cuento mi experiencia a bordo del Chasula, un precioso barco en el que me evadí durante 8 horas del mundanal ruido y me transformé, casi sin quererlo, en un amago del capitán Costeau.
Autor: Jose Arcas

Isla de Lobos

Frente a las dunas de Corralejo (Fuerteventura) y a un paso de la costa de Lanzarote, emerge este islote volcánico refugio de pescadores, de piratas y de algunas de las últimas focas monje canarias que han dado nombre al lugar. El parque natural de Isla de Lobos es un buen lugar donde caminar y disfrutar de una muestra de la naturaleza litoral majorera. Un espacio natural pequeño y muy accesible. Perfecto para todos.
Autor: Alfonso Polvorinos / El Ecoturista

Fauna

Comiendo con los cuatro buitres

Es sábado. Acaba de comenzar el verano en la montaña de Alinyà en uno de esos días de cielo azul que promete ser caluroso. La buena noticia es que hace un par de meses que ya se dejan ver por aquí los alimoches, el 25% del objetivo de la experiencia que me ha traído de nuevo a estos bellos paisajes del Alto Urgell. El otro 75% también tiene alas y son el quebrantahuesos, el buitre negro y el buitre leonado que en conjunto ofrecen uno de los espectáculos naturales más sobresalientes de la fauna ibérica. El Espacio natural de la montaña de Alinyà es uno de los pocos lugares donde se pueden ver a los cuatro buitres europeos. Y a eso he venido.
Autor: Alfonso Polvorinos / El Ecoturista
  • Síguenos en

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies